Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘escultura’

Llega Semana Santa y aprovecho para hacer una escapadita para descubrir un rincón de nuestro Mediterráneo que aún no he visitado: la pequeña isla de Malta. Esta vez Teresa no me acompaña, algunas obligaciones no le permiten venir, aunque sin duda viaja conmigo. :)) Viajo sin mucho plan programado, se que quiero ver algunas cosas… el resto lo iré decidiendo mirando el mapa y la guía, viendo sobre la marcha qué me apetece ir haciendo. Seguro que irá genial.

mapa-malta

Agradezco mucho que el vuelo salga desde Valencia, cosa que no ocurre muy a menudo, y que no sea a horas intempestivas. Así que no he tenido que madrugar…y en poco más de un par de horas el vuelo ha aterrizado en una soleada Malta. Da gusto que el tiempo acompañe!!

post_1

Lo único que he hecho en el aeropuerto ha sido comprarme un bono de viajes ilimitados en transporte público para una semana (21€). Yo solo estaré 5 días, pero aún así me va a salir a cuenta, pues cada viaje vale 1,5€, y además no tendré que preocuparme más. He tenido que esperar media hora a mi bus… pero no tengo prisa, así que no ha sido un problema. Estoy de vacaciones! :))

Encontrar el hostel en el tranquilo barrio de Sliema no ha sido difícil, así que tras dar un bocado no me he podido resistir a coger un bus que en un cuarto de hora me ha llevado a La Valletta. Además todo el camino es por la costa, por lo que es muy bonito.

No voy a hacer una sucesión de explicaciones de la preciosa ciudad. Mi intención era andarla, pasearla y disfrutarla sin mucho rumbo fijo. Así que he entrado por la Puerta de la ciudad de Renzo Piano con su moderno edificio del Parlamento nada más entrar y me he puesto a andar y mirar con la gran curiosidad y positivismo que me produce llegar a un lugar nuevo por descubrir.

post_2

Las sensaciones eran fantásticas. Calles llenas de ambiente con un estupendo sol que invitaba a sumergirse de lleno en la historia.

post_3

Es fantástico ponerse a andar y ver que al final de la larguísima calle por la que has entrado, se vea el azul del mar. Y mientras ver terracitas como la que hay en la plaza donde está el edificio de la Biblioteca Nacional.

post_4

Una de las señas de identidad de La Valletta es, sin duda, los típicos balcones malteses o gallarija, de origen desconocido, que llaman la atención desde el primer momento.

post_6

Con el calor que ha hecho, no me he podido resistir a comerme el primer helado del año, por supuesto en el lugar más conocido de la ciudad, en Amorino, un clásico delicioso!!

post_5

Otra de las cosas que llaman la atención es la cantidad de esculturas (todas religiosas) que hay en las esquinas de las calles. Algunas realmente espectaculares!

El paseo me ha ido llevando en dirección descendente, hasta llegar cerca del mar, donde esta el Fuerte St. Elmo con vistas al Fuerte Rikasoli. Vistas espectaculares de un precioso Mediterráneo con un intenso azul o los faros que delimitan la entrada… Las vistas me han tenido un buen rato alucinado, disfrutando el momento sin prisas.

post_7

…y andando por la zona cercana al agua he llegado a unas casas de pescadores algo degradadas, la verdad, con unos preciosos y vistosos colores, donde reinaban por encima de todo, un grupo de gatos.

post_8

He estado a punto de entrar en el National War Museum y pasear por el fuerte… pero quedaba menos de una hora par cerrar, y no valía la pena ir con prisas. Así que he seguido andando hasta llegar al Memorial de los caídos en la 2WW, con su enorme campana, y a los Lower Barrakka Gardens, que tienen unas preciosas vistas de esa zona, y un templo neoclásico dedicado a Alexandar Ball.

post_9

El día empezaba a ser agotador, pero en el camino de vuelta hacía el bus, aún he tenido tiempo de disfrutar de calles preciosas, detalles de puertas, cúpulas, esculturas o fotogénicos torreones…mucho tiene La Valletta para el paseo de una tarde.

post_10

He salido con la firme intención de volver a pasearla y entrar en algún sitio como la Concatedral de San Juan, que parece que por dentro es espectacular, la Libreria Nacional… o tal vez el Museo de la Guerra… ya veremos si hay tiempo.

Ya con un importante dolor de pies, he cogido el bus nº13 dirección Sliema, después, de camino a cenar, aún he podido ver este precioso atardecer para cerrar un día fantástico.

post_11

Mañana tengo pensado ir a un bonito pueblo de pescadores donde ponen un enorme mercado dominical… veremos como se da el día. :))

Read Full Post »

Tras nuestra visita en navidades a Bruselas, Brujas y Gante… nos faltaba visitar Amberes para tener el poker típico de ciudades, así que en este pueste de octubre decidimos hacer una escapadita desde el “campo base”, Bruselas. Llegar es fácil, pasan un par de trenes cada hora y, como todos los trenes, puedes cogerlo en cualquiera de las 3 grandes estaciones de la capital, Gare Central, Midi y Nord.

En poco menos de 45min estás en Amberes y, para quién pueda elegir cuando ir, decir que hay tarifa fin de semana en los billetes con un “muy interesante” descuento.

Nosotros, sin madrugar demasiado, nos plantamos en Amberes sobre las 10 y media, llegando a la espectacular y famosa Estación Central. Ver la estación merece ya por si misma la visita. Es tan espectacular y bonita como habiamos leido… de hecho, la revista Newsweek americana la consideró, en 2009, la cuarta más bella del mundo.

Una vez vista, iniciamos el bonito paseo de 10min que te lleva de allí al centro histórico por una enorme calle peatonal (calle Meir) que te va acercando a la inconfundible catedral.

Edificios preciosos y señoriales… estatuas… puertas decoradas y tiendas de todo tipo van escoltándote en el camino…

…hasta llegar al centro histórico.

El centro tiene como eje principal dos plazas muy cercanas entre si. Nosotros llegamos, siguiendo todo recto a la Groenplaats, una plaza grande y muy concurrida que da directamente a la gran Catedral gótica. Esta no es especialmente bonita, pero por dentro tiene obras de P.P.Rubens, icono de la ciudad ya que nació en ella.

De echo, en esa misma plaza tiene el reconocido pintor P.P. Rubens una escultura.

La plaza es bonita y entretenida, entre algún mimo, puestos de venta, cafeterías y montones de turistas, puedes pasar un rato agradable disfrutando de las vistas de la catedral… nosotros nos decantamos por las famosas “frites”. : ))

Y de allí ,en apenas unos minutos llegas a la Plaza Mayor (Grote Markt), donde te sorprende el espectacular Ayuntamiento del S.XV con toda la fachada llena de banderas.

Además de los preciosos edificios gremiales del S.XVI-XVII y la gran estatua-fuente de Brabo, el héroe que según la leyenda venció al tirano Antigón cortándole la mano y tirándola al rio.  Hecho que dio el nombre a la ciudad en neerlandés, Antwerpen, que deriva de la palabra “hand” (mano) y “werpen (lanzar).

Antes de comer, aún tuvimos tiempo de acercarnos a ver el pequeño y pintoresco Castillo de Steen, a orillas del rio Escalda. Al parecer, a P.P.Rubens le gustaba tanto que al final de su vida lo compró para pasar allí sus últimos 5 años…

Las calles entre el castillo, el Ajuntamiento y la Catedral son sin duda una joya para pasear y descubrir sus recobecos. Calles medievales empedradas, plazoletas, músicos… Eso hicimos nosotros, pasear antes y después de comer mientras mirábamos aquí y allá… una delicia.

Teníamos dos museos marcados para visitar, así que después de comer nos dirigimos al que estaba más cerca, el Platin-Moretus. Nos llamó mucho la atención al saber que era una imprenta y casa editorial del renacimiento que se conserva en perfecto estado, con material tipográfico, las dos planchas más antiguas del mundo   y una fantástica biblioteca… además de un precioso patio interior.

Para nosotros una visita muy interesante.

Llegados a este punto, los aromas del chocolate nos iban llamando mientras andábamos, así que no nos resistimos a degustar un típico gofre mientras nos acercábamos a la Rubenshuis (Casa-Museo de Rubens). Pero por desgracia no tuvimos en cuenta que aquí los museos cierran muy pronto… este en concreto a las 5, por lo que ya no pudimos entrar…

Así que, cansados y contentos de la escapadita, nos dimos el paseo de vuelta a la estación para coger el tren de vuelta a Bruselas…eso si, parando para hacer la foto de rigor en el símbolo de la ciudad… la mano cortada de Antigón, y en un bonito y colorido mural que encontramos.

Una fantástica escapada de un día que, a nuestro entender no necesita mucho más… : ))

Read Full Post »